¿De quién es la filosofía? VIII

Juan A. Tarrazo Lama

Sócrates consideraba que la filosofía era accesible para cualquier persona, incluyendo a los niños. Esto lo demostró a través de sus diálogos, como el que mantuvo con «Lisis», un joven que se estima tenía alrededor de 11 años de edad, según Platón.

La práctica de la filosofía en el estilo de Sócrates se caracterizaba por el diálogo y la indagación conjunta, donde se cuestionan las creencias y se buscaba el conocimiento a través de la reflexión crítica. Sócrates utilizaba el método socrático, que consistía en hacer preguntas para estimular el pensamiento y la autoexploración de los individuos, fomentando así el desarrollo de sus propias ideas y perspectivas.

cooperativa generatio nova

Es importante tener en cuenta que, aunque la enseñanza formal de la filosofía se lleva a cabo principalmente en el ámbito universitario, esto no impide que se practique de manera más activa y participativa, siguiendo los principios del hacer filosofía de Sócrates. Es posible fomentar el diálogo, la reflexión crítica y el cuestionamiento en diversos contextos, incluyendo el ámbito educativo y el día a día, permitiendo así que tanto niños como adultos se involucren en la práctica de la filosofía como una forma de vida.

Es cierto que la mayoría de los filósofos, al ser adultos, han tendido a considerar que la racionalidad es exclusiva de los adultos, mientras que los niños y niñas son vistos como irreflexivos. Dos ejemplos destacados son Descartes y Piaget, quienes sostenían que el pensamiento infantil era un período de error epistemológico que se supera con la madurez, en lugar de reconocerlo como una etapa en la que se poseen cualidades filosóficas naturales con potencial para desarrollarse, como se ha descubierto en la actualidad.

Sin embargo, es importante recordar que no podemos culpar a estos filósofos por sus concepciones, ya que estaban condicionados por su contexto histórico y por las limitaciones del conocimiento en ese momento en relación con el desarrollo filosófico de los niños. La comprensión de las características filosóficas de los niños y su potencial para la reflexión ha ido evolucionando a lo largo del tiempo, a medida que se han realizado más investigaciones y se ha profundizado en el estudio de la infancia y el desarrollo cognitivo.

cooperativa generatio nova

Hoy en día, gracias a nuevos enfoques y descubrimientos en el campo de la psicología del desarrollo y la pedagogía, se reconoce cada vez más la importancia de las cualidades filosóficas naturales de los niños y se valora su capacidad para el pensamiento crítico, la reflexión y el cuestionamiento. Esto ha llevado a un cambio de paradigma, donde se busca fomentar y nutrir esas características filosóficas desde una edad temprana, en lugar de considerarlas como deficiencias que deben ser corregidas con el tiempo.

Es necesario seguir avanzando en la comprensión y difusión de esta perspectiva actualizada sobre la filosofía y los niños, para que podamos aprovechar plenamente su potencial filosófico desde edades tempranas y promover un diálogo inclusivo y enriquecedor entre los adultos y los más jóvenes.

Comentarios De Facebook

Check Also

Comentario breve a partir del libro “Filosofía del silencio” de Alejandro Arvelo

En la sociedad actual vivimos inmersos en una gran cantidad de estímulos e informaciones que …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *